Criticones son más infelices

Hablar de otras personas, también habla de ti. Así lo demostró una investigación coordinada por la Universidad Wake Forest, en Carolina del Norte, Estados Unidos, que ver con buenos ojos a los demás es un indicador de que puedes considerarte feliz, entusiasta, noble y emocionalmente estable.

No obstante, si acostumbras criticar y juzgar negativamente a quienes te rodean, probablemente vives a disgusto contigo mismo.

“Una percepción positiva del resto de las personas indica satisfacción con nuestra propia vida”, dice Dustin Wood, psicólogo y coautor del estudio que publica la revista Journal of Personality and Social Psychology.

Muy contrariamente, quienes perciben negativamente al resto de personas con las que se relacionan suelen ser narcisistas, infelices, con tendencia a la depresión, neuróticos, antisociales y afectados por otros trastornos de la personalidad.

Con estos resultados, los científicos aseguran que cuando hacemos que un individuo valore a sus compañeros de trabajo o a sus conocidos, obtenemos abundante información no solo de la persona evaluada, sino también (y sobre todo) del evaluador y de su situación emocional.

Facebook Comments

Post a comment