Senado mexicano, paralizado por la polémica destitución del titular de Fepade

El PRI y el presidente Enrique Peña Nieto lograron lo impensable, unir a la coalición PT-Morena, PAN, PRD y los senadores independientes, contra la tropelías de destituir al titular de la Fepade, Santiago Nieto, quien los estaba investigando por los sobornos de Odebrecht durante la campaña electoral de 2012.

El Ejecutivo Federal destituyó a Nieto y ahora usa a los legisladores priistas y el Partido Verde para impedir la restitución del Fiscal.

Los priistas y sus aliados tienen 62 de los 128 escaños en el Senado, pero quieren hacer un voto secreto, pues habría la posibilidad que en la cobardía de la clandestinidad, los senadores calderonistas del PAN, como Javier Lozano y Ernesto Cordero, voten junto al oficialismo, pues se trata de mantener la impunidad. Esta es la conferencia sobre el tratamiento a la remoción del titular de la Fepade.

Por su parte,  los senadores del PRI y su rémora Verde ahora se hacen las víctimas y dicen que los legisladores de la oposición están engañando a la ciudadanía. Según el coordinador priista, Emilio Gamboa, el PT-Morena, PRD, PAN y cinco senadores independientes los están chantajeando y en su dramatismo dicen que tienen secuestrada la discusión de la Ley de Ingresos 2018. Envueltos en el discurso de la legalidad y la democracia, ahora dicen que la oposición quiere un fiscal “carnal”, en referencia a la permanencia de Santiago Nieto al frente de la Fepade.

Santiago Nieto, titular de la Fepade, es destituido por caso Odebrecht-Lozoya

 

Rechazan decenas de organizaciones, académicos y activistas remoción de Santiago Nieto

[], [], []

Facebook Comments

Post a comment